Las 10 cosas que nunca debes compartir

Desde pequeños hemos escuchado una infinidad de veces a nuestras madres decirnos que hay ciertas cosas que nunca debemos compartir. Según consigna Huffington Post hay que ser cuidadoso a la hora de compartir, ya que existen factores determinantes para contraer alguna enfermedad o infección.

Jabón

El Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) recomienda usar jabón líquido siempre que sea posible para evitar el contacto con la piel de otras personas.

En 2006 se realizó un estudio que indica que el jabón en barra, es una fuente de reinfección continua en las clínicas dentales. Esto podría deberse a que las pastillas de jabón normalmente no se secan del todo, especialmente en la parte de abajo, lo cual puede provocar acumulación de bacterias y hongos, que pueden transmitirse entre personas.

Cepillos de pelo

Cuando se trata de cepillos de pelo hay que ser cuidadoso, ya que a través de estos productos capilares se propagan piojos. Según el CDC también hay que ser precavidos con las sábanas, sombreros, almohadas o cojines que haya utilizado previamente una persona infectada.

Desodorante en barra

El desodorante posee determinadas propiedades antibacterianas que bloquean el olor, antes de que se produzca. Según indican en el Huffington Post, si compartes un antitranspirante podrías transmitir gérmenes, bacterias y hongos.

Cortauñas

La hepatitis C, las infecciones por estafilococos y las verrugas, son algunas de las cosas que se pueden transmitir a través de los cortauñas. Si te cortas demasiado las cutículas o te quitas una parte de piel encallada, puede que te hagas pequeños cortes, los que son perfectos para albergar bacterias, hongos y virus.

Maquillaje

A la hora de hablar de maquillaje es más común compartir. Más de alguna amiga nos ha pedido la máscara de pestañas o el lápiz labial, pero a través de esto se puede transmitir conjuntivitis o úlcera bucal. Aun así la mayoría de los cosméticos tienen bastantes conservantes, pensados para acabar con las bacterias que producen infecciones.

Máquinas de afeitar

“Nunca deberías compartir nada que pueda conllevar un intercambio de sangre aunque no se vea”, explica Daniel Tosh a Huffington. Esto porque los virus y las bacterias que se quedan en las cuchillas pueden introducirse con rapidez en la sangre, y son varios los virus que se transmiten por la sangre, como la hepatitis B.

Bebidas

Compartir una botella de agua o una lata implica un intercambio de saliva. Según indicó Tosh estos gérmenes producen amigdalitis, resfriados, herpes, mononucleosis, paperas e incluso meningitis los que se pueden intercambiar con un sorbo, aunque no todas las personas portan estos virus.

Cepillos de dientes

Tosh explicó que esto es algo que no se debe compartir en ningún caso, pues se pueden transmitir infecciones a través de las cerdas.

Aros

Según indica el especialista cuando te pones los aros, haces una pequeña abertura en la piel, permitiendo que los virus de la última persona que lo llevó se introduzcan en la sangre, lo que se puede contrarrestar si lavas las joyas que compartes.

Audifonos

Según un estudio realizado en 2008 las bacterias se pueden contagiar si compartes tus aros, y pueden conllevar infecciones de oído. Tosh agregó que hay que evitar compartirlos, o al menos lávarlos, lo que se debería hacer a menudo.

 
310 Personas Compartiendo

Agrega un comentario