Así cambia tu cuerpo tras un régimen RADICAL (17 Transformaciones)

¿Cómo es el cambio de una persona cuando adelgaza tantos kilos? Además de la reducción de grasa y volumen, la cara es una de las zonas del cuerpo que más evoluciona con esa diferencia radical de peso. Repasamos algunos de los casos más radicales que se han dado en el mundo.

El caso de Marie Eaton

La británica Marie Eaton se convirtió hace unos años en la mujer más obesa de su país. Alarmada por sus evidentes problemas de salud, quiso poner freno a las dificultades diarias por las que pasaba y poner su límite en los 318 kilos que reflejó su báscula en 2010.

¿Cómo lo hizo? Nada de dietas milagro ni operaciones de reducción de estómago. Su secreto ha sido comer sano y comer menos. ¿Cuánto ha conseguido adelgazar? Nada más y nada menos que 122 kilos.

Como se puede ver en la imagen, Marie es capaz ahora de guardar (como si fuera un canguro)a su hija dentro del pantalón que utilizaba cuando todo el mundo le miraba mal por la calle, algo que ella misma reconocía a los medios británicos que hicieron famoso su caso.

No todo es oro lo que reluce

Brooke Birmingham, una joven estadounidense de 28 años, perdió 77 kilos después de estar más de cuatro años a dieta. Sin embargo, esta drástica reducción de peso provocó que su cuerpo haya quedado en un estado un tanto desagradable: la piel se ha quedado en un evidente estado de flacidez.

Una revista del país quiso contar su historia pero la rechazaron por “ser antiestética”. Ella asegura que su cuerpo es real y que no le hace sentir vergüenza. Lo que está claro es que parece otra persona…

De burlarse de él a burlarse él del resto

Aquí tenemos otro claro ejemplo de reducción desorbitada de peso. Cómo se puede apreciar en una y otra imagen, la diferencia de kilos entre el antes y el después es evidente. Sin embargo, aquí no hay flacidez alguna como en el caso anterior. En este caso, el protagonista ha decidido fortalecerse en el gimnasio y hacer que parezca otra persona. ¡Más de uno podría decir que es culturista! ¡Qué pasada!

Una vida completamente diferente

El caso de esta joven estadounidense también es uno de los más significativos que se han publicado en Internet. ¿Notáis ese cambio de kilos? ¡Es una auténtica pasada! Y es que ahora no sólo ha dejado de ingerir mucha comida basura (tal y como afirmaban a los medios que se hicieron eco de su historia) sino que ha convertido el gimnasio en su segunda vivienda. Y claro, ese tipo de cosas se acaban notando en el cuerpo…

La vida sedentaria, una de las causas de la obesidad

Maureen Albrecht, ciudadana de Arcadia, tenía una vida muy sedentaria en su puesto de trabajo en el aeropuerto muy cercano a dónde vive. Se pasaba muchas horas sentada y acabó cogiendo muchos kilos debido a ese motivo y a su mala alimentación. Unos cambios en su dieta (incluir alimentos tan elementales como la fruta o el pescado y dejar de ingerir bollería industrial) provocaron que perdiera hasta 50 kilos. También le vino bien la jubilación, tal y como explicaba cuando contó su historia, algo que le dejó tiempo libre para apuntarse a actividades como el yoga o el pilates.

Brenda Smith

El caso de Brenda Smith, residente en Lithia Springs (Estados Unidos) también es realmente espectacular. En la foto del antes y el después se puede apreciar la gran cantidad de peso que perdió, concretamente 93 kilos. La situación es tan radicalmente diferente a la que tenía hace años que ha conseguido correr su primera media maratón, algo que jamás podría haber imaginado.

El espectacular cambio de Dan Davidson

Si nos fijamos en la imagen de la parte izquierda es difícil imaginar que alguien pueda llamar a este joven el ‘nuevo’ David Beckham. Sin embargo, si pones la mirada en la derecha puede parecer más evidente. Entre ambas fotos han pasado apenas 12 meses y han desaparecido 25 kilos… ¿Cómo ha conseguido ese espectacular resultado? Pues de una manera un tanto fácil (sin contar la fuerza de voluntad, claro está): reduciendo la media de 6.000 calorías al día que ingería. Cuánto le debe a la madre de sus hijos, que es instructora en un gimnasio y le ha ayudado a tal fin… ¡Espectacular!

Rachel Frederickson

Esta joven consiguió reducir su peso de forma brutal en tan sólo unos meses. ¿Cómo lo hizo? Participando en un reality estadounidense llamado ‘The Biggest Loser’ y que causó una gran polémica. ¿Por qué? En cinco meses, Frederickson adelgazó 71 kilos, pasando de 118 a 47. Los problemas han llegado cuando la joven estadounidense de 24 años ha pasado de estar obesa a estar en un índice de masa corporal muy peligroso (por debajo de lo recomendado) y que muchos expertos ya consideran como comienzo de anorexia.

Adelgazar de forma saludable

La gran mayoría de estos cambios radicales de peso son en periodos de tiempo que comprenden los seis y los doce meses. Los expertos médicos aseguran que es muy difícil bajar tantos kilos y de forma saludable en ese espacio, por lo que recomiendan realizar dietas progresivas y que incluyan todos los tipos de alimentos que son necesarios para que el organismo no quede dañado de por vida.

Por amor se hace cualquier cosa…

El amor es tan bonito que provoca que dos personas descontentas con su cuerpo acaben poniéndose de acuerdo para perder esos kilos de más que tanto les incomodaban. ¿El resultado? Una auténtica pasada. Ambos decidieron (fácil porque trabajan juntos) hacer dieta a la vez y salir juntos a correr para que la reducción de peso fuese mucho más rápida. ¡Vaya que si lo lograron!

Incredulidad

Hay una serie de casos excepcionales que podrían ser fakes pero la gran mayoría de las historias tienen detrás la verificación de muchos expertos en medicina. ¿Qué os parece esta espectacular reducción de peso? Hay algunos casos en los que se cumple aquello de una imagen vale más que mil palabras…

Una declaración de intenciones

Este joven quiso dejarle claro desde el primer momento a la chica que le gustaba que iba a hacer todo lo posible por enamorarla. ¿Qué hizo? En primer lugar, ponerse a dieta para que su físico le convenciera mucho más. La cosa se le fue de las manos y Jake Goulding, este joven de 24 años, perdió nada más y nada menos que 50 kilos. Consiguió enamorarla pero la broma le ha salido cara porque deberá pagar un tratamiento de 5.000 y 6.000 euros para moldear la piel sobrante que tiene ahora su cuerpo.

Cuidado con bajar tantos kilos de mala manera…

Lo hemos dicho en algunos otros casos: perder peso rápidamente conlleva sus riesgos. Y es que el problema de la piel flácida es una de las más repetidas en este tipo de personas que ven como su cuerpo cambia radicalmente en sólo unos meses y que se han convertido en personas completamente distintas…

Perseverancia

En este caso, la obesidad no era un problema pero esta joven decidió ponerse a dieta de manera urgente. Le costó pero, al final, lo consiguió. Eso es lo que importa pero que no se desconfíe que los kilos regresan por Navidad en un abrir y cerrar de ojos…

¿Cómo se puede adelgazar tanto en tan pocos meses?

El protagonista de esta fotografía aseguraba al ‘Mirror’ que sólo la mente de uno podía ser capaz de hacer perder tantos kilos a una persona. Eso y una buena dieta, está claro. Lo malo de todo esto (y los que han hecho dieta alguna vez lo saben) es que se pierden con muchísima dificultad y que se cogen con toda la facilidad del mundo… ¡Qué cruel es el mundo!

El efecto rebote

En el caso de este protagonista, el antes y el después es uno de los más espectaculares de los que se han hecho eco los medios británicos. Y es que la reducción de peso, tal y como aseguraba él mismo al ‘Daily Mail’ supera los 80 kilos. Tiene miedo, cómo confesaba en plena entrevista, sufrir el denominado efecto rebote. Tanto esfuerzo y fuerza de voluntad puede cambiar en sólo unos meses de comer con malos hábitos de nuevo…

Que todo sea por salud

El protagonista asegura que la diete que estuvo haciendo durante meses y meses le ha supuesto un ritmo de vida completamente diferente y es que falta le hacía porque aseguraba sus 120 kilos le provocaban continuos dolores de huesos…

 
52 Personas Compartiendo

Agrega un comentario