8 hechos científicos que parecen imposibles pero ocurren cada segundo

Cosas maravillosas pasan a nuestro alrededor y, aunque la mayoría de las veces no nos demos cuenta, siempre han estado allí.

1. Cada vez que miras hacia el cielo, estás viajando hacia el pasado.

La mayoría de las cosas que vemos en el cielo, son el reflejo de lo que ocurrió en el universo hace mucho tiempo. La mayoría de las estrellas que vemos se encuentra a cientos e incluso miles de años luz, por lo tanto la luz que nos llega de ellas fue emitida años atrás. La propia luz del Sol tarda 8 minutos en llegar a la Tierra, así que lo que estamos viendo es el Sol tal cual como era hace 8 minutos.

2. Viajamos a toda velocidad por el universo.

El sistema de reposo local o SRL hace referencia al movimiento medio de la materia de la Vía Láctea en las vecindades del Sol. A diferencia del modelo heliocéntrico al que estamos acostumbrados, donde un Sol estático es rodeado por los planetas no existe. Basados en el SRL, Nuestro sistema solar se desplaza a unos 70.000 kilómetros por hora. Pero la Vía Láctea también rota a la no despreciable velocidad de 792.000 kilómetros por hora, eso si, las distancias son tan inmensas que para dar una vuelta completa se demora 250 millones de años.

Además, la Vía Láctea pertenece a un grupo de galaxias que se conoce como Grupo Local. Es un cúmulo de un total de 30 galaxias entre las cuales hay dos que mandan por tamaño: la Via Láctea y Andrómeda. Ambas Galaxias se mueven una hacia la otra a una velocidad de 468.000 kilómetros por hora. El Grupo Local está inmerso en otro mayor, llamado Cúmulo de Virgo las galaxias, al menos varios millones de ellas en el espacio alrededor de la Vía Láctea, se mueven en su conjunto en una dirección concreta del Cosmos. Al parecer, una enorme super-estructura que ha recibido el nombre de “Gran Atractor”, es la causante de ese tirón gravitatorio, la Via Láctea viaja hacia él a una velocidad de 2.160 millones de kilómetros por hora.

3. Pero el Universo se está expandiendo, y bastante rápido.

Quizás pienses que con esas velocidades, las galaxias llegarán rápidamente a la frontera del Universo (si es que existe tal cosa), pero no es así. El Universo completo se halla en expansión, y a una velocidad cada vez más rápida.

4. Estamos hechos de polvo de estrellas.

Lectores de la revista TIME le preguntaron al físico Neil DeGrasse Tyson por el hecho más asombroso que conocía sobre el Universo, su respuesta fue la siguiente:

Cuando miro al cielo y sé que, sí, somos parte de este Universo y estamos dentro de este Universo, sé que quizá más importante que esos dos hechos es saber que el Universo está en cada uno de nosotros. Y cuando reflexiono sobre ello, miro arriba, mucha gente se siente pequeña porque el Universo es gigantesco y nosotros somos diminutos, pero yo me siento grande porque cada uno de mis átomos viene de esas estrellas. Hay un grado de conectividad.

Cada átomo dentro de nuestros cuerpos proviene de las reacciones nucleares que ocurrieron dentro de las estrellas. Tras explotar, la materia resultante forma planetas, entre ellos la Tierra.

5. El objeto más complejo conocido por el hombre está dentro de tu cabeza.

El cerebro humano está compuesto por unas 100.000 millones de neuronas interconectadas de tal manera, que plantea incógnitas todavía insuperables para los expertos de todo el mundo. no hay objeto natural o artificial conocido por el hombre que alcance ese grado de complejidad. Recientemente una supercomputadora recrear un segundo de actividad cerebral humana , eso si, le tomó unos 40 minutos (adiós conspirativos, todavía estamos muy lejos de la rebelión de las máquinas).

6. Podemos distinguir mas de un billón de olores.

Aunque en el mundo moderno el sentido del olfato esta un poco relegado en función de la vista y la audición, no por ello deja de ser bastante poderoso. Cada vez que aspiras aire, tu olfato es capaz de distinguir más de un billón de olores diferentes . El olfato está muy relacionado con los recuerdos, es por eso que ciertos olores pueden transportarnos hacia otros lugares e inducirnos sentimientos.

7. Cada vez que barajas un mazo de cartas, se produce una combinación única en todo el universo.

Si agarramos una baraja de poker, que contiene 52 cartas, y las mezclamos, es posible que la combinación resultante nunca se haya visto en la historia del universo.

Las posibles combinaciones pueden representarse matemáticamente como 52! (52 factorial), lo que en números equivale a 80658175170943878571660636856403766975289505440883277824000000000000 combinaciones distintas.

8. Cada segundo caen 100 rayos hacia la Tierra.

Esta cifra es algo discutida, algunos la consideran un poco más baja , pero en el mundo hay constantemente 2000 tormentas activas y cada segundo 100 rayos golpean la Tierra.

 
242 Personas Compartiendo

Agrega un comentario