6 Personas que hicieron lo imposible por conseguir una VISA americana

Cuando el país donde vives está muy mal, lo mejor que puedes hacer es salir de el…

Para buscar una nueva vida en algún otro, pero para eso necesitas una visa y lamentablemente en este mundo de fronteras, leyes y gobiernos, no es para nada sencillo conseguir una visa, a menos que tengas la fortuna, la suerte o la locura que tuvieron las personas como las que te contaremos a continuación. Aquí están 6 personas que hicieron hasta lo imposible por conseguir una visa.

Échales un vistazo:

Ricardo Ibarra.

1 (1)

Cientos de miles historias se saben respecto a indocumentados que cruzan a Estados Unidos en busca de mejores oportunidades económicas y sociales, pero muy pocas historias son historias de amor.

La historia de Ricardo Ibarra ha cautivado a muchos, pues a pesar de haber vivido una vida difícil y violenta, afectado por fuerte inseguridad que vivía en su natal Michoacan, salio huyendo de su pueblo, pues al defender a su hermana de un abuso, mato a un miembro de una importante banda delictiva.

Llego a Estados Unidos como pudo, realizo los trabajos que pudo y verdaderamente la paso muy mal, hasta que su actual esposa Marilyn Hoffman lo vio en afuera del restaurante de comida rápida en que Ricardo trabajaba… Sin razón alguna, Marilyn se dedico a enamorarlo y al cabo de algunos meses lo había conseguido. A pesar de sus cortas edades, estos enamorados contrajeron matrimonio, Marilyn convenció a su padre que adoptara legalmente a su amado y fue así como pudieron ambos empezar una nueva vida.

Hoy asisten ambos a la misma preparatoria y tienen planes de empezar un negocio, no cabe duda de que el amor es lo mas importante.

Pavel Paez.

4

El amor no tiene peso, ni precio, ni nacionalidad: La historia de Pavel Paez es muy conmovedora, el ingeniero de profesión, quedo destruido tras sufrir la traición amorosa de la mujer que era su esposa en aquellos tiempos. El dolor era tan grande, que según sus conocidos, estuvo al borde del suicidio… Pero fue gracias a Facebook y una extraña relación virtual con una mujer, que Pavel tuvo una nueva esperanza de vida, un nuevo amor que le brindaba esperanza.

Gracias a las redes sociales es que ellos dos se conocieron, a pesar de que Angelina, su actual esposa y mujer que parece en la imagen, usaba un facebook falso pues tenia una pésima autoestima en razón de ser obesa, sin importar las sospechas de que ella no existía, Pavel viajo hasta Estados Unidos dejando toda su vida atrás. Cuando logro ingresar de manera ilegal le marco al numero de siempre, a ella no le quedo mas remedio que revelar su verdadero aspecto, para su sorpresa Pavel se manifestó bastante encantado con su peso, hasta la fecha son novios y viven juntos, Pavel sigue en tramite de su residencia.

Paul Ortiz.

2

El se llama Paul Ortiz y tiene una historia que contar, él como también lo hicieron miles de mexicanos, cruzó ilegalmente la frontera de Estados Unidos con México para buscar una mejor vida… Dejó a su madre, familia y hermanos en su natal Morelos, sin saber que el amor cambiaría su vida. Lo vean como lo vean, arriesgar tu vida para entrar ilegalmente a otro país es una locura y fue precisamente eso lo que hizo Paul.

Cuando logro entrar a Estados Unidos, después de muchísimo dolor y sacrificio, tuvo decenas de trabajos distintos, día y noche sin descanso, hasta que conoció a Michelle Wallace, una joven periodista que asistía mucho a un café donde Paul hacía la limpieza. El amor empieza con una mirada y no saben cómo fue que se comprometieron, cuando ella menos se dio cuenta Paul la había conquistado.

Hoy en día están casados y él maneja una excelente empresa de banquetes, juntos cambiaron su vida para bien.

José Aranbulo.

2 (1)

En esta sociedad clasista esta muy mal visto que las personas de clases altas se enamoren de personas de clases bajas, y mas aun si se trata de indocumentados ilegales que realizan las labores mas bajas de la sociedad estadounidense.

Este es el caso de Loreline Willbert, quien era la antigua heredera de uno de los principales condominios de Miami, pues se enamoro de José un joven cubano que trabaja ilegalmente como jardinero en los edificios de sus padres… Es increíble como el amor puede tanto, Loreline renuncio a una herencia millonaria con tal de poder pasar el resto de su vida justo a su amado José.

Holy Kursk.

visa

Todos sabemos que en lugares como Polonia y Ucrania, la vida es muy difícil. Los conflictos políticos, la falta de trabajo y oportunidades hace que miles de mujeres busquen todo tipo de alternativas para dejar ese país, lastima que es muy complicado conseguir una visa si has nacido en algún país como ese.

Holy quería a toda costa salir de ahí y sabía que su única oportunidad era el internet: ¡Lo que hizo fue una completa locura!, pero tuvo un resultado maravilloso… Holy público en una página de venta de productos y servicios, su caso, así fue como conoció a Thomas Gómez un encantador e inseguro chico estadounidense quien se puso en contacto con ella. Después de 3 años de conversaciones por Facebook, Thomas viajó a Ucrania y se regresó con la que sería su esposa de por vida. Thomas consiguió la mujer que siempre deseó y Holy su tan deseada Visa.

Abioye Kilimanjaro.

3 (1)

¡Esta es una historia maravillosa!: La mujer Victoria Roosevelt acababa de terminar la universidad cuando decidió viajar a África para realizar trabajo comunitario, esta vez la historia fue al revez, pues ella fue la que quedó perdidamente enamorada de Abioye quien era un excelente maestro, muy comprometido con todos sus niños, se enamoro casi automáticamente.

Ambos estaban en el mismo pueblo, él dando clases y ella haciendo trabajo comunitario, como él había tenido contacto con muchos extranjeros hablaba inglés y así empezaron a platicar… Sin darse cuenta se enamoraron y ella dejó la escuela para vivir con él. Pasaron algunos años en ese país hasta que decidieron mudarse a Estados Unidos pues ella estaba embarazada, hoy tienen dos hijos y viaja una vez al año a África para hacer trabajo comunitario.

 
141 Personas Compartiendo

Agrega un comentario