Conoce 5 lecciones de personas que se atrevieron a dar un cambio a su vida

La historia de una familia atrevida que logró realizar todos sus sueños.

— Hace tres años abordamos el vuelo a Moscú-París con sólo boletos de ida, con nuestra hija de tres años, nuestro hijo y dos maletas que no estaban repletas de dinero.

Años de una carrera exitosa y una vida estable quedaron atrás. Empezó un experimento llamado «Intentemos vivir donde nos guste y hacer en lo que creemos». Llegó la hora de realizar los sueños que estaban empolvados durante mucho tiempo. Siempre les digo a mis clientes: la ubicación, el dinero y la carrera sólo son las condiciones de un problema, lo importante es saber que se puede resolver.

Nuestras condiciones iniciales fueron las siguientes: Roma, especialista en publicidad; yo, gestora de talentos; Egor, estudiante por graduarse de la escuela secundaria; Ana, simplemente Ana de tres años. Teníamos un trabajo en una empresa internacional, vivíamos en Moscú, viajábamos mucho por el mundo.

Pero nos atrevimos a cambiar toda esa estabilidad por la vida que nosotros mismos escogimos. Con la elección de Roma todo estaba claro: toda su vida había soñado con ser chef de un restaurante francés. Mi nuevo papel en la vida aún no estaba determinado pero estaba trabajando en eso. No teníamos amigos en Europa, el dinero que llevábamos nos alcanzaría para aproximadamente un año sin tener que trabajar pero vivir bastante bien y recibir buena educación para nuestros hijos.

Así empezó la época de grandes cambios.

Hoy les escribo desde Mónaco, detrás de mi ventana veo el Palacio del Príncipe y la gente que se dirige a presenciar Fórmula 1. Roma desde las 7 de la mañana se reúne con sus proveedores en un restaurante, Ana está leyendo un libro, está de vacaciones. Nuestro hijo mayor estudia y trabaja en San Petersburgo. La época de los grandes cambios se acabó, empezó la hora de cosechar los resultados y crecer aún más. Estoy dispuesta a compartir con todos los lectores fundamentales lecciones acerca de los grandes cambios.

Lección # 1

Si piensas realizar algo grandioso cuando tienes más de 30 años, ya no tendrás un momento más adecuado que este. Al contrario, el tiempo será cada vez menos apropiado y favorable para esto.

378255-650-1452212838-890e590bfeed55d9585988c64d44dec6

Después de los 30 todos tenemos nuestros hogares, circunstancias, relaciones, y ya estamos integrados a un cierto estilo de vida; y las cosas no se acomodarán solas para que cambies todo a tu gusto. La conclusión es simple: si decidiste hacer algo, hay que hacerlo.

Algunos me preguntan qué pasará con los miedos; pues habrá que deshacerse de ellos o superarlos de alguna manera, y ya luego empezar. Y yo creo que es una acción innecesaria. Los miedos y las preocupaciones son una normalidad, pero no quiero darles importancia o festejarlos de ninguna forma.

Por ejemplo, tenemos a una mujer embarazada. Si ella pudiera ajustar la fecha del parto para aquel momento en el que no sentirá nada de preocupación y no tendrá miedo, tal día nunca llegaría. Pero no importa si te da miedo o no, si la naturaleza dice que llegó la hora, das a luz sin importar lo que sientas al respecto. Lo mismo sucede con los cambios. Si este día es inevitable (¿qué tiene que lo hayas escogido tú?), no estarás analizando tus miedos sino haciendo lo que tienes que hacer.

Lección # 2

Al principio todo lo que sueñas parece imposible. Sin embargo, el hecho de tener un plan bien elaborado para acercarse a ese sueño, es el primer paso.

378205-650-1452212838-5a10e3bbfefcb29340b2929af56c4d00

Incluso el paso más pequeño significará que ya cruzaste la línea que separa el pasado con el futuro. Como decía Napoleón, lo importante es empezar la batalla. En nuestro caso fue una carta dirigida a la Academia LeCordon Bleu en París acerca de la oportunidad de estudiar para ser chef. Luego visitamos dicha escuela. Y en un abrir y cerrar de los ojos ya estábamos buscando un apartamento en París, investigamos acerca de los papeles necesarios para vivir y trabajar en ese país y buscamos quiénes nos reemplazarían en nuestros trabajos. Ya no hablamos de algo lejano e imposible, simplemente tomamos este «sueño lejano», lo dividimos en segmentos más comprensibles y ¡adelante!

Lección # 3

Cuando emprendes algo nuevo, la gran ventaja que tienes sobre tus rivales es la pasión que sientes hacia esto.

378005-650-1452212838-82974d4d552767d43845c43e23406b9a

Hoy hablé con Jeanne. Ella es una especialista en publicidad en el negocio de los restaurantes (según ella, «se perdió en ese negocio»). Mientras la escuchaba, me acordaba de Roma que está apasionado con los restaurantes. Durante tan solo un año de su nueva carrera ya se involucró tanto en el asunto, que logró organizar algunos eventos exitosos en Moscú, un par de los cuales realizó con la colaboración de sus colegas franceses.

Cuando sientes pasión por lo que haces, evolucionas en eso mucho más rápido que aquellos que lo hacen simplemente por obligación. Porque levantarse en la noche sólo para anotar una idea o leer un libro temático al día, no te cansa sino que te da energías. Roma puede pasar la mitad de su día libre creando una nueva salsa para ensaladas, no se cansará de mezclar todos sus ingredientes en veinte combinaciones distintas. Y ahora imagina que esta pasión por su oficio compite con una actitud normal de otras personas, no tan apasionadas. ¿Quién crees que saldrá ganador? Exacto. Así es como funciona.

Cuando algo te interesa mucho pero dejas de pensar en las formalidades, y vuelas a otra ciudad o a otro país tan solo para asistir a un congreso o seminario que te interese, no te importa en absoluto que por lo pronto no puedas permitirte cenar en un buen restaurante allí. Eso es lo de menos.

Lección # 4

Cuando en tu bolsillo sólo quedan 20 centavos, las cosas saldrán más rápido que cuando tienes ahí 20 mil. Las dificultades movilizan y desarrollan las cualidades que se atrofian en el estado de bienestar.

Pasamos por algunos días turbios, sin embargo después del primero de esos días dejamos de tenerles miedo y concluimos que estar en el fondo significa encontrarse sobre una superficie sólida de la cual puedes agarrar impulso para nadar hacia arriba.

Un día estábamos desesperados porque luego de algunos meses del trámite de un contrato en Mónaco, nos enteramos que a Roma no lo iban a contratar como chef en el restaurante local porque una persona influyente no vio el potencial en él debido a su nacionalidad y falta de experiencia. Recuerdo como si fuera ayer, cómo estábamos sentados en el piso de la cocina en silencio. La carta con el rechazo estaba ante nosotros. Luego nos miramos a los ojos y como siempre elaboramos un plan sobre cómo hacer que dicha persona cambiara de parecer.

En un principio nadie te entrega una garantía de que tendrás un final feliz. Sólo tienes que trabajar apasionadamente y esperar nuevas oportunidades. Por ejemplo, nunca consideramos a Mónaco como nuestro destino. Pero se nos presentó una oportunidad, y estábamos preparados para aprovecharla.

Lección # 5

Lo que haya pasado antes, no ha sido en vano. Incluso cuando crees que es un arranque desde cero, no es así.

378055-650-1452212838-86b60a74384ee65ff0b8a85a1cd226ab

Pareciera que en la cocina de un restaurante el conocimiento de publicidad y ventas no es aplicable. Pero Roma manejaba proyectos complicados, dirigía un equipo y aprendió a lograr resultados, y en su negocio de restaurante estas habilidades le sirvieron mucho.

Y conmigo es una historia aparte. Al principio, creía que quería ser escritora. Y durante mi primer mes en París incluso escribí la mitad de una novela policiaca. Claro, se trataba de una vida en la oficina, y la primera víctima de ese asesino en serie ficticio se asemejaba mucho a mi ex jefe. También aprendía a escribir acerca de los viajes y tomar fotografías profesionales. Y estaba segura de que mis 15 años de trabajo en recursos humanos se acababan junto con mi vida en la oficina.

Resulta que me encontré al lado de aquel lugar donde me había perdido. Un día me di cuenta de que siempre doy consultas (gratis) acerca del trabajo. Que todo lo que estudio y me interesa se trata precisamente de cómo cambiar de trabajo, cómo lo hacen otras personas y de qué depende el éxito. Cuando me percaté de que esto era lo que llenaba de sentido mi vida profesional, encontré mi enfoque. Supe que quería ser experta en ese campo para ayudarles a los demás a encontrarse a sí mismos y hacerlo más rápido y con más valentía. Ahí fue donde reconsideré todos aquellos 15 años que ahora sirven como una base sólida para mí. Y mi hobby por la escritura lo practico en el blog que llevo; también me sirvió de mucho.

Estas son las cinco lecciones que aprendimos nosotros. Y al final, quiero darte otro consejo. Si quieres cambiar algo, no debes enfocarte en tu punto de partida sino en tu punto de destino. Entonces todo funciona. Nos mudamos a otro país no porque todo estuviera mal. De hecho, estábamos muy bien pero teníamos otros planes en la vida. Si nuestra idea no fuera la gastronomía francesa, sino yoga, nos hubiéramos mudado a la India. La ubicación es lo de menos, primero tienes que definir qué es lo que quieres y para qué.

 
18 Personas Compartiendo

Agrega un comentario