Este hombre cayó preso por tomarse esta fotografía ¡Una historia insólita!

La historia de este portero internacional con Irán es, cuanto menos, curiosa. Y es que en el país de Oriente Medio existen algunas leyes o prohibiciones que en cualquier otra nación occidental serían impensables en el siglo en que vivimos.

f1

El mejor ejemplo es el caso de Sosha Makani. El guardameta iraní milita en el Persépolis de la ciudad de Teherán. Makani fue encarcelado por subir una imagen a las redes sociales en la que aparece con dos mujeres junto a una piscina. El motivo de la detención fue que ninguna de ellas llevaba el hijab (velo sagrado) que marca la ley en Irán.

f2

El futbolista pasó varios días en prisión y finalmente el pasado sábado fue puesto en libertad, aunque, tal y como asegura su abogado, la investigación seguirá llevándose a cabo. Precisamente el letrado, Behnam Alí Mohamadí, aseguró que la cuenta de su cliente había sido hackeada y que fueron otras personas las que colgaron esa fotografía. Por su parte, el portero habría dicho a la Policía en el momento de la detención que una de esas mujeres era su prometida.

Esta no es la primera vez que castigan a un jugador de fútbol iraní en un país en el que existe una censura evidente. En 2009, cuatro miembros de la selección, entre los que se encontraban los futbolistas de Osasuna Mashoud y Nekounam, fueron apartados del equipo nacional por llevar unas muñequeras verdes durante un encuentro en apoyo al líder opositor del aquel momento.

¿Y tú qué opinas?

 

Agrega un comentario