Conoce a la última tatuadora de la Tribú Kalinga ¡Su práctica tiene más de mil años!

Con el paso de los años las cosas cambian, y cada vez existen nuevas técnicas para hacer las cosas, y el caso de los tatuajes no es la excepción. Pero para esta mujer filipina no es así, ya que aún conserva el tatuaje tradicional.

Whang-od es una anciana de 92 años de Kalinga, Filipinas, que lucha por conservar el tatuaje tradicional y quien frecuentemente recibe turistas y fanáticos del tatuaje que viajan hasta ella para llevarse grabada una de sus obras de arte.

t1

En Kalinga, Filipinas, ser tatuador es una tradición que pasa de generación en generación desde hace décadas.

Probablemente Whang-od sea la última tatuadora tradicional, ya que la única esperanza para conservar la tradición es Grace, su sobrina-nieta de 10 años.

t2

Debido a que Kalinga se encuentra en una región rural, la despoblación de la zona ha provocado que nazcan muy poco niños.

t3

Una tribu guerrera de este pueblo ha usado más de mil años los tatuajes con fines decorativos para las mujeres que estaban a punto de casarse, a los guerreros les tatuaban ciempiés antes de irse a una batalla y a los que volvían victoriosos les tatuaban águilas.

t4

La técnica de este tatuaje es conocida como batok, la cuál consiste en usar una espinilla afilada sujetada a un palo mojado en tinta hecha a base de hollín, penetra la piel gracias pequeños golpes con un mazo de bambú siguiendo una plantilla hecha a mano.

t5

Estos tatuajes son muy distintos a los que se conocen comunmente, ya que a diferencia de los trazos planeados y perfectos que conocemos, con los ‘mambabatok’ las líneas varían y cambian completamente de forma.

Es un riesgo que vale la pena correr.

t6

La peculiaridad de estos tatuajes ha atraído a un sinfín de periodistas y turistas de todo el mundo hacia la aldea de Whang-od. Lo que ha provocado que a diario se haga una fila de hasta 50 personas esperando por su tatuaje.

t7

“A veces empezamos a tatuar a las 6 de la mañana y no paramos hasta las 9 de la noche” – Grace

Para esto ella pide ayuda a Grace, a la que entrena desde los nueve años, debido a que con los años la anciana ha perdido visión y constantemente le lloran los ojos.

t8

Muchas personas no quieren que Grace las tatúe, ya que buscan un tatuaje de la mítica Whang-od.

t9

“No sé cuánto tiempo más seguirá tatuando. Hasta que se canse, pero ella es muy fuerte– Grace

Mira aquí el video de su trabajo:

¿Y tú te tatuarías con ella?

 

Agrega un comentario