¡Con este truco NO volverás a tirar la ropa por culpa de las manchas de aceite!

Nada arruina una buena prenda de ropa como una mancha de aceite. Todos nos hemos enfrentado a ese momento de terror cuando el aceite salta a nuestra ropa mientras comemos o cocinamos. Por suerte, hemos aprendido un brillante truco para deshacerse de esas manchas obstinadas y hoy lo compartimos con todos ustedes:

En tan sólo unos sencillos pasos, esta mancha se habrá ido en un momento y para siempre…

a

Ingredientes:

– Jabón líquido para lavar platos
– Aceite lubricante (Tipo WD-40)
– Bicarbonato de sodio
– Un cepillo de dientes
– Un pedazo de cartón
– Bastoncillos para el oído

b

En primer lugar, pon el cartón en la parte frontal y trasera de la camiseta para que no se metan por el lado que no está manchado. Rocía el área afectada con aceite lubricante del tipo WD-40 y usa un isopo para extenderlo

c

Vierte el bicarbonato de sodio sobre la mancha. Estamos hablando de una buena cantidad de bicarbonato de sodio. Necesitarás un montón para poder absorber bien el aceite.

d

Utiliza el cepillo de dientes para restregar el bicarbonato de sodio en la mancha. Sigue fregando hasta que comiencen a aparecer grumos

e

Esto es lo que debe aparecer antes de añadir el jabón.

f

Ahora, es el momento de poner el jabón para lavar platos. Vierte un poco en la parte superior del bicarbonato de sodio y empieza a frotar. Un trapo será muy útil en este caso ya que el bicarbonato de sodio comenzará pegarse a tu cepillo de dientes.

g

¡Friega, friega, y friega!

h

¡Y luego ya está! Saca el cartón y echa la camisa a la lavadora con la otra ropa.

i

¡Una vez lavada, la camisa debe estar como nueva! No tengas miedo de repetir el proceso si todavía queda algo de la mancha.

 
113 Personas Compartiendo

Agrega un comentario