9 Cosas de tu cuerpo que creías NORMALES ¡Hasta que te enteras de lo contrario!

¡Dislocar tus hombros a propósito NO es normal!.

Quizás hay ciertas cosas de nuestro cuerpo que nunca nos llamaron la atención, hasta que, de pronto, un extraño nos dice lo contrario. Y es que existen algunas condiciones que no nos parecen ni extrañas ni preocupantes porque llevamos años conviviendo con ellas, pero eso no quiere decir que sean algo normal. ¿Te sientes identificado? Aquí 9 ejemplos de aquello.

Echa un vistazo:

1. ¿¡No sientes ese olor!?.

giphy-2

Anosmia es la pérdida del olfato. Puede ser temporal o crónica, y muchas personas tienen la condición relacionada a un olor… Como sea, se trate de una infección viral o un problema de tu nariz, aunque no puedas oler las flores en primavera, hay situaciones en las que vas a agradecer haber perdido el olfato.

2. Todo se ve un poco borroso… ¿Será la bruma?.

97a935595bd2614586903fc5e76b1e31_xl

Chico, si eres incapaz de reconocer a las personas, o no lees las señales de tránsito desde una distancia normal, entonces no hay bruma, es que estás ciego… Bueno no ciego, pero probablemente tengas miopía (ver mal de lejos) o astigmatismo (ver con poca nitidez). No te preocupes que con un par de gafas se soluciona, nerd.

3. Mis manos son azules en invierno, obvio.

lista3

Si creías que a todo el mundo se le ponían las mancos blancas-azules en invierno y les dolían en el verano, estás equivocado… Esto se llama Fenómeno de Raynaud: una afección por la cual las temperaturas frías o las emociones fuertes causan espasmos vasculares.

4. Ver azul, cuando en realidad el color es verde…

colortest

¿Creías que tu profesor de arte te estaba jugando una mala pasada cuando te preguntó por qué el cielo de tu dibujo era verde? No amigo, lamentablemente no era broma… Eres daltónico: un defecto genético que ocasiona dificultad para distinguir los colores. Pero no te desanimes ¡No es nada grave!

5. Tengo un vientre musical.

lista4

Los sonidos del vientre son normales hasta cierto punto y se relacionan con el funcionamiento de los intestinos, pero si estos se oyen más de lo normal o están asociados a dolor, podría ser una enfermedad: de Crohn, una diarrea, una alergia a alimentos, un sangrado gastrointestinal, una enteritis infecciosa, una colitis ulcerosa… Por esto, si sospechas que los ruidos de tu panza van más allá de lo normal, consulta a tu médico.

6. ¿Un sonido constante en tu oído?.

giphy-3

Esto se llama tinnitus, y para que quede claro, tener un sonido constante en la oreja no es normal… La causa más común es la exposición al ruido constante, así que si trabajas en lugares ruidosos, más vale que te cuides.

7. Poder dislocar los hombros a propósito.

lista2

No lo hagas: Puede ser genético o producto de algún deporte que practiques, pero de todas maneras, los expertos recomiendan no hacerlo porque te puede causar lesiones… Así que deja a tu contorsionista interior de lado, ¿Ok?.

8. “Te harás pipí de risa”… Debería ser sólo un dicho.

giphy-1

Hay personas que tienen una “extra uretra” lo que les causa incontinencia, esto es un problema que debe ser tratado, y aunque a veces haya quienes se hacen pipí de risa de vez en cuando, si es algo recurrente… Mejor ir al médico.

9. Echo gases todo el tiempo: ¿Ustedes no?.

lista6-678x1024

Esto no sólo NO es normal, además es desagradable… Así que si pensabas que echarte gases cada 20 minutos era algo típico, pues no lo es, probablemente sea una enfermedad llamada meteorismo, distensión abdominal provocada por la producción y acumulación de una cantidad excesiva de gases en el tracto intestinal. ¡Ve y consigue un tratamiento! Por ti, y por los demás…

 
34 Personas Compartiendo

Agrega un comentario