7 objetos cotidianos que puedes usar de formas que NUNCA imaginaste

En la vida hay una gran cantidad de misterios que el ser humano no ha podido resolver. ¿Dónde está la ciudad de Atlántida? ¿Existe el Yeti? ¿Fue la muerte de Elvis una gran conspiración? ¿Y para qué demonios sirve esa pequeña muesca de la base de las tazas? La última cuestión puede que haya aparecido en recientes años, pero ahora sabemos el verdadero motivo. Estos misterios de la vida cotidiana finalmente tendrán respuesta.

¿Qué hacer con las virutas del lápiz cuando le sacas punta?

b

Cuando tu caja de Tic Tacs esté vacía, coloca el sacapuntas en la apertura. Puedes echar dentro las virutas del lápiz.

Muesca en la base de las tazas

c

¿Y para qué sirve la pequeña muesca que tienen algunas tazas en la base? ¿Para colocar allí tus cigarrillos? ¡No! La muesca es para que el agua no se acumule en la base cuando friegues la taza en el lavavajillas. Si alguna vez has vaciado uno, habrás visto los pequeños charcos que se forman en la base de las tazas.

Utiliza el plástico de cocina y papel de hornear de manera correcta

d

Para sacar el plástico de cocina el papel para hornear de sus cajas sin dificultad, presiona las pequeñas aperturas que tienen en los extremos. Así, el rollo se pondrá en la posición correcta y podrás sacar tanto cuanto necesites.

El agujero de las cintas métricas

e

Una simple cinta métrica no se libra de sus propios misterios. El pequeño agujero del extremo de la cinta tiene un propósito; con este puedes fijar un extremo a la cabeza de un tornillo por si no tienes a nadie que te ayude a medir.

El extremo dentado de la cinta métrica

f

Con el extremo dentado de la cinta métrica, puedes hacer marcas sin necesidad de lápiz. Haz una marca sobre el sitio concreto, que dejará una línea a partir de la que podrás trabajar.

Medir esquinas

g

¿Pero cómo se supone que vamos a medir las esquinas difíciles de alcanzar si la parte de plástico no nos deja medirlo todo? No te preocupes; si observas la cajita donde va la cinta métrica, en esta pone cuánto mide la caja, lo que te permite añadir los centímetros que te faltan a lo que ya mediste.

Saca los Tic Tacs de la cajita de la forma correcta

a

Seguro que te ha pasado antes: quieres un Tic Tac pero no puedes sacar uno solo y todos se te vienen encima. Para evitarlo, pon la cajita boca abajo, sujétala firmemente con una mano y abre la tapa con la otra mano. El molde que tiene la tapa está diseñado para contener un solo Tic Tac.

Los misterios en torno a Atlántida, el Yeti y Elvis aún nos darán quebraderos de cabeza, pero al menos ahora dejamos claras otras cuestiones importantes del día a día. Muchas veces es necesario mirar las cosas dos veces para encontrarles la lógica.

 

Agrega un comentario