Compra un vestido en Zara y se encuentra una repugnante sorpresa

Regalo sorpresa para una clienta de Zara.

¿Quién no se ha encontrado alguna vez con un desperfecto en una prenda que no había visto cuando se la probó en la tienda? Una pequeña mancha, un descosido o un botón que no está donde debería son algunos de los defectos más habituales que puedes encontrar cuando llegas a casa y que no habías visto antes de comprar el pantalón o la camisa. Pero hay otros -mucho más extraños- que te dejan con la boca abierta…

zara_-_london_uk_27

Cailey Fiesel, de 24 años, compró dos vestidos en una tienda Zara en Greenwich, Connecticut, el pasado mes de julio. La joven estrenó uno de ellos dos semanas después, y cuando se montó en su coche un olor nauseabundo impregnó todo el vehículo. El olor aumentaba, y pasó a ser irrespirable. A su vez, Cailey comenzó a notar que algo extraño le rozaba la pierna.
Patrocinados

n-zara-628x314

Al pasar la mano por el dobladillo del vestido notó como una pequeña protuberancia salía de él, y al mirarlo comprobó que lo que le estaba rozando la pierna era la pata de un ratón muerto. La joven se quedó paralizada por el miedo cuando descubrió el inesperado “regalo” y ha demandado a la empresa española.

 

Agrega un comentario