Humor: 15 Maridos que intentaron hacer algo bien pero fallaron terriblemente

Todos ellos fallaron rotundamente, aunque admiro lo práctico de algunos.

Existe la errónea idea de que los hombres no deben hacer las cosas del hogar y deberían delegarlas a sus esposas. Mal, mal, mal. Las responsabilidades no se les asignan a las personas según su sexo y mantener las cosas andando es responsabilidad de ambos. Es por eso que no se debe aplaudir cuando el hombre “ayuda en la casa”, pues es su responsabilidad también.

Lo bueno es que esta tendencia está desapareciendo con el tiempo, pero eso no quiere decir que haya hombres que realmente intenten cumplir con las cosas del hogar y fallen de forma rotunda. Como todos estos que puedes ver a continuación.

1. Alguien claramente necesita aprender a hacer las compras y dejar de esquivar la responsabilidad

“Le pedí a mi marido que comprara 6 patatas”.

2. Un error como pocos

“Pasó 20 minutos en espera y luego discutiendo con el servicio a clientes de DirectTV sólo para recordar que nuestro servicio es Dish”.

3. Quería evadirla en la cama

“Quizás quieres reservar ésta para uso personal”.

4. Demasiado literal

“Esto es lo que obtienes cuando tu marido te pregunta si quieres helado y le dices que quieres “comida de pez” (una variedad)”

5. No amigo, así no

“Mi marido pensó que sería una gran idea limpiar el lavavajillas… con detergente, y al parecer sólo un poco”. 6. Aunque opino que fue práctico

“Acabo de ver a mi marido barrer nuestra cocina con un soplahojas. No podría estar inventando esto”.

7. Mejor recordatorio

“Dile a tu esposa Feliz Cumpleaños, idiota”.

 

8. Sigue siendo práctico

“Cuando le pides a tu marido que te consiga un bol de helado después de un largo día… Esto recibí, al menos conseguí el helado”.

9. Casi, casi

Una publicación compartida de Jess Suarez (@jaytown__) el

“No veo la diferencia”.

10. Claro, ahora dirá que fue a propósito

Una publicación compartida de Man-D (@mdbmermaid) el

11. Son 13º celsius

12. ¿Por qué?

“Le pedí que me trajera un par de calcetines. Esto obtuve”.

13. Práctico, insisto. ¿Ah? ¿No es atún?

“Le pregunté a mi marido si podía empacar mi almuerzo esta mañana. Le dije que me sorprendiera. Éste será mi amoroso café de las 2:00”.

14. Ok, hasta yo soy más dedicado

“Le pedí a mi marido que pusiera las luces de Navidad en la ventana. Esto no era lo que tenía en mente”.

15. Ok, amigo, tienes que aprender pronto

“Le pedí a mi marido que planchara mis pantalones y me dio unos pliegues de 1980”.

No sé ustedes, pero creo que de verdad algunos de ellos tienen que entender que no pueden asignar tareas a sus parejas. Mantener un hogar es responsabilidad de ambos y es esencial que sepan hacer lo básico, ¿no creen?